Lo suficientemente invisible como para pasar inadvertido;
lo suficientemente visible como para no tener donde esconderme

30 mar. 2006

Meat and Grit (?)

[Ya hubieron un par de intentos fallidos imaginando fama... (Intento 1 y 2).
Tal vez la tercera sea la vencida]

Finalmente, luego de días y días de residuos en aumento y miradas hacia adentro, Principito ofreció una conferencia de prensa para satisfacer a la sedienta masa de pensantes seguidores que ya -a éstas alturas- manejaba las hipótesis más descabelladas acerca del "estado de emergencia" del susodicho. Inclusive algunos medios maliciosos ya hablaban de una intoxicación con Lysoform líquido diluído en Naranjú. Nada más lejos de la verdad.

Pasadas las 21 horas, Principito se acomodó en una lujosa banqueta de plástico del Club Social y Deportivo "Triunfo o Muerte" de la localidad de Tristán Suarez tras haber ingresado saludando parcamente. El aluvión de flashes fotográficos era tan contínuo y potente que Principito -fiel a su discurso ecologista y de uso racional de recursos- solicitó que se apagaran las luces del lugar, que parecían innecesarias.
Vale aclarar que a los 40 segundos la multitud a oscuras gritaba "La luz! La luz!". Se encendieron nuevamente comprobándose que los destellos que parecían provenir de flashes en realidad eran originados por el señor Gomez, que se encontraba soldando una horquilla de bicicleta (acto criminal que por cierto debería se penado por la ley).

Aproximadamente muchas (?) personas que con esfuerzo habían superado el estricto vallado de seguridad colocado en la vereda del club (recordemos que el día anterior se produjo un salvaje tiroteo en la tintorería lindera) se preparaban para preguntar y escuchar al hombrecito que supo conmover a grandes y a chicos por igual con su colorido blog.

Pasado el murmullo inicial y los acoples de sonido característicos (sin los cuales una conferencia de prensa no se puede iniciar) Principito se dispuso a contestar las preguntas seleccionando alguna de las manos que se elevaban pidiendo la palabra.

-Buenas noches... Bien... Sí, usted... el del poncho jujeño... -arrancó animadamente.
-Yo quería saber por qué el cobrador pasó por casa ayer si yo pagué hasta la última cuota.
-Eh??? Esta es mi conferencia de prensa -señalo Principito-. Eso lo tiene que hablar en administración.... Hmmmm... usted!
-Gracias. Soy Enrico Mendos, de "Chacra Hoy"... mi pregunta está relacionada con su opinión respecto al papel que juega el Estado como regulador de las exportaciones de carne vacuna.
Principito lo miró desconcertado.
-Pero... pero...Yo que tengo que ver?!?!

Se levantó de la silla con exasperación y se acercó a los "periodistas".
-Muchachos... qué dijimos? Esto tiene que parecer una conferencia de prensa de alguien famoso, alguien del ambiente artístico. Y hasta ahora es una paparruchada!!! Se supone que ustedes tienen que preguntarme cosas de mi, de las cuestiones privadas que todo el mundo quiere saber cuando piensa en sus ídolos.
-Ahhh... -dijo uno.- Entonces tacho las del mercosur?

-Bueno, a ver si nos ponemos las pilas -recalcó Principito quien tras sentarse nuevamente agregó- ... Sigamos. A ver... usted el del chaleco de cuero con flecos...
-Soy Octavio Terri, de "Anteojito" y mi pregunta es...
-Perdón -interrumpió Principito- pero la revista "Anteojito" no dejó de publicarse hace años?
-... -el hombre parecía conmovido- ... claro! Ahora me cierra...
-No, ya cerró hace mucho!
-No, digo, ahora entiendo, no respondían mis emails, no me pagaban, no me descontaban las llegadas tardes...
Perdonenme... me retiro -dijo el pobre hombre y se fue totalmente acongojado.
-Bueno bueno -dijo rápido Principito tratando de remontar la situación-. A ver usted... sí, el de la moto.
-Hola, soy Rubén, de "Aceituna virgen".
-No conocía ese medio.
-No, no. Soy de la pizzería. No encargaste dos grandes con morrones?
-Ah sí.. Bueno, al menos aprovechá la conferencia y hacéme alguna pregunta!
-Sí... con cuánto me vas a pagar? Mirá que no tengo cambio eh.

-No, no -dijo Principito poniéndose de pié- así no se puede seguir -afirmó mientras buscaba con la vista a su representante.
Don Atilio, no estaba con él. Estaba en el buffet. Se había quedado dormido mirando los goles del nacional B.
Mientras tanto, un naranjazo anónimo, símbolo de otras épocas que creíamos superadas en este bendito país, impactó de lleno en la nuca del Principito mientras éste intentaba acomodarse su mochila para huir.
Un par de sillas empezaron a remontar vuelo y Principito vió (con el rabillo del ojo mientras corría por la vereda) frustadas sus ilusiones de brindar a sus seguidores lo que ellos se merecían.

21 mar. 2006

Sirenas... (de éstas y de las otras)

And the wheels just keep on turning
The drummer begins to drum
I don't know which way I'm going
I don't know which way I've come

Hold my head inside your hands
I need someone who understands
I need someone, someone who hears
For you, I've waited all these years
- "Til Kingdom Come", Coldplay

El autor de este blog declara su propia mente en ESTADO DE EMERGENCIA.

16 mar. 2006

Las calles de mi mente

We thought that we had the answers
It was the questions we had wrong
- "11 O'clock Tick Tock", U2

Me detengo en una esquina después de mucho transitar las calles de mi mente.
Buscando las señales que me guíen; intentando ver que camino debo tomar.
Saco de mi bolsillo el arrugado mapa de calles que me acompañó desde el principio.
Lo noto definitivamente desactualizado.
Es que han habido tantos cambios en este barrio neuronal!
Lo que el papel indica tiene muy poco que ver con el trazado actual.
Adónde llevan estas calles?
Ya no puedo saberlo sino recorriéndolas, descubriéndolo por mí mismo.

14 mar. 2006

Clarividencia

When It Will Be Right, I Don't Know
What It Will Be Like, I Don't Know
We Live In Hope Of Deliverance
From The Darkness That Surrounds Us
- "Hope of Deliverance", Paul McCartney

Sufrir de trastornos maníaco-depresivos o síndrome bipolar no es nada sencillo. No es una carga para nada fácil de llevar. Menos aún para Gustavo aquel jueves por la mañana en el que tenía que comenzar con una nueva medicación.

El era reacio a obedecer a su médico en este punto puesto que sabía, debido a su propia experiencia, que los cambios en los medicamentos le generaban algún tipo de trastorno extra nada agradable por un par de días, hasta que el organismo se habituaba.
Resignado y sintiendo una ligera opresión en el pecho, Gustavo se levantó a las 7:45 esa mañana de jueves. Y a las 8:00 encaró esta nueva etapa de su tratamiento e ingirió la dosis recomendada. Se preparó para ir a su trabajo pero cada vez se sentía peor.
Decidió que iría más tarde a cumplir con su rutina. Definitivamente no se sentía bien.
Repetidas veces se encontró maldiciendo en soledad a su médico y a la medicina.
Repentinamente alrededor de las 8:20, cuando la depresión y el temor lo habían sobrepasado, todo cambió.
Como un tren que sale velozmente de un oscuro túnel en la montaña así, sin preámbulos, algo genuinamente nuevo llegó a su mente. Su razonamiento, como un pasajero de dicho tren acostumbrándose a la nueva luz, se sorprendió y disfrutó de la maravillosa experiencia.
Por fin Gustavo tenía lucidez, claridad en su mente, entendía y comprendía lo nuevo sin asustarse; analizaba y repasaba el paso del tiempo sin amargarse; se sentía al fin libre de persecuciones y manías. "Este remedio es genial!", pensó, "nunca me sentí tan bien, tan sano, tan fuerte".
Gustavo sintió el paso de las horas sin preocupación. No recordaba haberse sentido así, tan plenamente feliz, nunca antes. Eligió los 4 o 5 CDs que más le gustaban y puso música. Recién a eso de las 11 se preparó un buen desayuno mientras cantaba y bailaba.
Un par de horas más tarde almorzó (él mismo se preparó la comida) y miró un poco de televisión (nada concreto, sólo se entretenía haciendo zapping). A las 16, de paso por su habitación, observó su querida guitarra enfundada y cubierta de polvo en un rincón. "Por qué no?" se dijo y sentado en la cama tocó algunas viejas canciones que recordaba. Luego revisó en sus cajones y sacó los apuntes de música, las canciones con tablaturas que había guardado en su adolescencia. Y envuelto en los acordes que más le agradaban siguió tocando por horas.

No había ido a trabajar pero eso ya no importaba. Se sentía muy bien y sólo eso contaba.

A las 21:30 y ante el insistente llamado de vecinos, amigos y compañeros de trabajo, finalmente el encargado del edificio ingresó a su departamento acompañado de la policía y lo hallaron acostado en su cama, muerto. Estaba a medio vestir para ir a trabajar y su rostro estaba relajado. La guitarra, como desde hace unos años, yacía enfundada y cubierta de polvo en un rincón.
El informe del forense dictaminó que su fallecimiento había ocurrido entre las 8 y las 9 de la mañana.

7 mar. 2006

Desinspiración

Tengo que aprender a fingir mas,
y a no mostar lo que siento

Tengo que aprender a fingir mas,
y a pilotear lo que pienso

-"Carismático", Babasónicos

-Dónde está? Me pregunto...: dónde está? Dónde quedó esa inspiración bloguera que hacía fluir mis posts? -le dije pausadamente a mi ángel guardián.- Siento que la perdí... siento que las musas inspiradoras me han abandonado en busca de un terreno mejor en el cual sembrar sus semillas de Creación.
Mi ángel, recostado en el sofá, me miró inmutable y me examinó con sus ojos entreabiertos de sabiduría, esperando sin prisa a que yo terminara de hablar.
Le dije:
-Tal vez algo en mí, algo que hice (o algo que no hice, que descuidé) desató con furia una huída de esos halos luminosos que resplandecían en mi mente.
Levanté la vista y miré a mi ángel buscando una respuesta.
-Dejáte de joder... -dijo sin vueltas y estiró su brazo para alcanzar la botella de cerveza que yacía vacía sobre la mesa.- Sacá otra del freezer, dale!

6 mar. 2006

Adrift

I don't think I ever know if I really want it
Could be why I'm never sure if I ever really got it
And I guess it's maybe easier not to think too much about it...

A house a car a family and friends
Yeah, it all means to justify the ends

But sometimes...I wonder...in the back of my mind
Sometimes...I wonder...if I'm wasting all my time
Sometimes...I wonder...if I'm putting off my real life...

What I could've done, where I could've been
When I should've gone, when I should've seen
Who I would've loved, how I would've dreamed
And if it's always always too late...
-"Spilt Milk", The Cure

Y sigo cargando la bola, pesada, de hierro, encadenada al grillete en mi pie.
Y sigo preguntándome:
Por qué un día pequé de ingenuo y supuse que todo el camino sería de suave relieve?
Por qué imaginé que la carga se haría más llevadera?

1 mar. 2006

Sabías que...?

... el pez bola es el animal más estúpido del mundo?
De color verde grisáceo y no más de 40 cms. de largo, es un populoso habitante de las ecuatoriales aguas del océano atlántico. Debe su nombre no a su contextura física (la cual es sumamente estilizada) sino a la imbecilidad de sus actos. Charles Darwin negaba histéricamente su existencia porque sabía que contradecía con descaro su teoría de la supervivencia del más apto.
Se dice que la cuestión del pez bola torturó sus pensamientos hasta el día de su muerte. El científico nunca pudo entender como un ser tan pelotudo pudo sobrevivir a millones de años de evolución.